July 30, 2018: LA OPINION - Law proposal: Children under 12 not to be tried in juvenile court

July 30, 2018

By Araceli Martínez Ortega

El próximo mes en la legislatura de California se decidirá la suerte de un proyecto de ley que pretende excluir a los menores de 12 años de ser juzgados en las cortes de delincuencia juvenil, lo que ha desatado la ira de fiscales y jefes de policías.

“Una abrumadora cantidad de datos ha arrojado que los niños menores de 12 años son por naturaleza menos culpables bajo la ley criminal dado su inmadurez en el desarrollo”, dijo la senadora de Los Ángeles, Holly Mitchell, autora de la medida SB 439.

“Ellos no han desarrollado toda su capacidad para hacer decisiones deliberadas y planeadas”, agregó.

California – como la mayoría de estados – no tiene una edad mínima para prevenir que las cortes de adultos escuchen los casos de niños acusados de ofensas.

La Asociación de Jefes de Policía de California se opone a la medida. “Bajo la sección 26 del Código Penal, todas las personas son capaces de cometer crímenes”, indicaron Edward Medrano, presidente de la Asociación de Jefes de Policía de California y Jonathan Feldman, cabildero de la misma organización, en una carta dirigida a Mitchell a la que La Opinión tuvo acceso.

“Mientras que está claro que ya existe un proceso para determinar la capacidad de un niño menor de 14 años sospechoso de participar en una actividad criminal, no está claro quién tiene jurisdicción sobre un menor que comete un crimen grave bajo la SB 439”, señalaron.

Citaron el ejemplo de Paul Gingerich quien a los 12 años se declaró culpable de conspirar para cometer un crimen después de que él y un amigo lanzaron cuatro disparos al padrastro de un amigo.

Mencionaron también el caso de Lionel Tate, de 12 años, quien asesinó brutalmente a una niña de 6 años, Tiffany Eunick.

“La SB 439 les dará un pase libre a menores como estos, independientemente de la severidad de su crimen y la capacidad del ofensor. Además esta medida podría hacer que las organizaciones criminales usen más jóvenes para cometer crímenes horrorosos, a sabiendas de que el niño tiene un pase gratis”, dijeron.

En contraparte, el profesor de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) Keith L. Camacho señaló que la SB 439 hará que California cumpla con la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Niños, que declaran que todas las naciones deben establecer una edad mínima para sus sistemas de justicia.

“Aún más, las Naciones Unidas especifican que la edad mínima no debe ser menor a los 12 años. Actualmente 21 estados en Estados Unidos han establecido una edad mínima para la jurisdicción de las cortes juveniles”, indicó.

juveniles”, indicó.

En 2016, el 11% de los niños menores de 12 años en California fueron referidos al sistema de justicia juvenil por ofensas tales como ausentismo escolar o no cumplir con un horario límite; otro 58% fue referido por delitos menores como robos pequeños.

Muchos de los niños que entran al sistema de justicia tienen historias de maltrato, trauma, problemas de aprendizaje u otros condiciones de conducta. “Estas necesidades no son adecuadamente atendidas a través del sistema de justicia juvenil, lo que puede aumentar el trauma”, indicó el profesor.

Castigos alternativos

La medida SB 439 ordenaría a las condados desarrollar alternativas menos restrictivas que el sistema de justicia juvenil.

La senadora Mitchell mencionó que se deben establecer servicios fuera de dicho sistema para atender las necesidad de salud y bienestar mental de los menores.

“Estoy feliz de reportar que los programas de tratamiento en libertad van a dar 27.3 millones de dólares para atender a esta población”, indicó.

La SB 439 se encuentra en el comité fiscal

de la Asamblea donde se concentran las medidas que cuestan más de 100,000 dólares al erario. Si es aprobada por dicho comité, irá por un voto al pleno de la Asamblea. Es parte de un paquete de medidas que busca reformar la justicia al poner énfasis en la prevención, rehabilitación y mantenimiento de la cohesión familiar.

Este año, Massachusetts se convirtió en el primer estado en establecer los 12 años como la edad mínima para entrar al sistema de justicia  juvenil.